Granada en un fin de semana

This post is also available in: Inglés, Alemán

Qué ver en Granada en dos días

“Dale limosna, mujer, que no hay en la vida nada como la pena de ser ciego en Granada”. Comenzamos con estos versos de Francisco de Icaza, grabados en la Torre de la Pólvora en la Alcazaba, y es que basta con oír el nombre de Granada para que se nos venga a la mente los  más bellos paisajes.

Sin embargo, por más que queramos, nuestras vacaciones siempre son escasas así que para los que tengan poco tiempo para descubrir esta hermosa ciudad os proponemos un plan para un fin de semana, Granada en dos días, con lo que sin duda tenéis que ver en Granada, así como con otros placeres que podéis disfrutar en esta gran ciudad.

¡Esperamos que os resulte de utilidad!

1. Alhambra de Granada y Generalife

La Alhambra es un complejo palaciego ubicado en una situación privilegiada desde la que domina toda la ciudad y la vega granadina, pudiendo presumir tanto de ser Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO como de ser el monumento más visitado de España.

Debe su nombre a sus muros de color rojizo («qa’lat al-Hamra’», Castillo Rojo) y aunque se considera de origen musulmán, sirviendo de fortaleza militar desde el sigo XI para, posteriormente en el siglo XIII, convertirse en la residencia del monarca y de la corte del Reino Nazarí de Granada, hay indicios de que existían construcciones anteriores a la llegada de los musulmanes.

Que ver en Granada - AlhambraCon la llegada de los Reyes Católicos a finales del siglo XV y hasta nuestros días se produjo la demolición de parte de su conjunto arquitectónico por parte de Carlos V para construir su castillo homónimo, así como un abandono de su conservación y un periodo de dominio francés en el que se voló parte de la fortaleza. A partir del siglo XIX comenzó su reparación, restauración y conservación que se mantiene hasta nuestros días.

Que ver en Granada - Jardines de la Alhambra

Entradas para la Alhambra

Ir a Granada y no visitar la Alhambra es imperdonable. Es algo que ver en Granada sí o sí. Os recomendamos que no lo dejéis para el final y que compréis la entrada con anticipación ya que si no corréis el riesgo de quedaros sin ellas y luego vendrán los lamentos, los lloros y los “mira que lo pensé…”. La entrada dará acceso exclusivamente por la mañana, por la tarde o por la noche, dependiendo de tipo de entrada adquirida. Además, en la entrada se reservará también la hora para visitar los Palacios Nazaríes, no pudiendo hacerlo en otro momento, por lo que conviene organizar el orden en el que se va a visitar el complejo en base a esto último.

Echad cuentas de que como mínimo os va a llevar alrededor de tres horas visitar la Alhambra y que posiblemente sea más si os dejáis envolver por la magia que allí se respira. ¡Además hay muchas fotos que hacer! Así que planificad la visita con tiempo, no tengáis prisa, dedicaros a disfrutar de un lugar único.

¿Cómo llegar a la Alhambra?

Hay tres formas de llegar a la Alhambra: A pie, en transporte público o en coche.

El recorrido a pie se puede realizar desde Plaza Nueva y comenzando en la Cuesta de Gomérez. Una trayecto muy interesante desde el punto de vista histórico y artístico y donde además iremos rodeados de vegetación. Pero eso sí, hablamos de más de un kilómetro de distancia (1.150 metros) y la cuesta es poca broma.

La línea de autobús urbano C3 realiza el trayecto hacia la Alhambra con paradas en en las Taquillas-Generalife.

También puede accederse en Taxi (Teléfono Radio Taxi: 958 280 654) y en coche privado, si bien en este caso debe accederse por la ronda sur de la ciudad, en dirección Sierra Nevada, ya que los vehículos privados no tienen permiso para acceder al complejo desde el centro de la ciudad. Podréis dejar el coche en uno de los dos aparcamientos vigilados que se encuentran cercanos a las taquillas.

Nuestra recomendación es que vayáis a pie, disfrutando de un agradable paseo, y de paso así bajáis las tapitas de las que seguro que vais a abusar en vuestra visita a la ciudad 😉

Qu ver en Granada - San Nicolas

2. Albaicín

El barrio del Albaicín o Albayzín, también declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, es un de los emblemas de la ciudad de Granada. ¡No podía faltar en una guía de Granada en dos días! Sus estrechas callejuelas, sus espectaculares miradores hacia la Alhambra, sus cármenes (viviendas típicas) y sus aljibes (característico sistema de distribución de agua potable) dotan de personalidad este barrio y lo convierten en un lugar ideal para pasear y perderse admirando la arquitectura árabe propia de la época de los nazaríes (momento de máximo esplendor de la zona) en armoniosa combinación con la arquitectura tradicional andaluza.

No os olvidéis de echaros en la mochila una botella de agua antes de iniciar la visita, ya que el barrio está completamente en cuesta. Hay autobuses que permiten recorrer ciertas zonas del Albaicín y con ello evitarse parte de la subida, así como ganar tiempo si vuestra lista de cosas que ver en Granada es amplia, pero la verdad no le vemos el sentido ya que la gracia está en patearse el barrio andando… ¡Así que no seais vagos!

Como recompensa por el esfuerzo podéis hacer una parada en la acogedora Plaza Aliatar, sentaros en la terraza de alguno de sus bares y disfrutar de una cervecita bien fresquita picando algo de comer. ¡No os olvidéis de pedir una ración de berenjenas fritas con miel!

Que ver en Granada - Albaicin

3. Sacromonte

El barrio más flamenco de Granada. Un enclave fascinante consistente en un montaña llena de cuevas excavadas en la roca. Peculiares viviendas bajo tierra que forman parte de la historia de la ciudad y que en algunos casos han sido reconvertidas en bares y restaurantes donde actualmente poder disfrutar de genuinos espectáctulos. Su origen no está claro, lo que ha dado lugar a infinitud de leyendas que preferimos no desvelar, no vaya a ser que charleís con algún oriundo y estropeempos una de sus historias.

Que ver en Granada - Sacromonte

4. Paseo de los Tristes y Carrera del Darro

Situado entre la Alhambra y el Albaicín, a los pies de ambos y a orillas del río Darro, encontramos el Paseo de los Tristes. Una calle de tal hermosura que parece que su nombre no le hace justicia, si bien su origen se debe a que por allí pasaban en el pasado los cortejos fúnebres rumbo al cementerio.

Lo ideal es pasear por esta calle a la ida o a la vuelta de la visita a los barrios de Albaicín y/o Sacromonte, ya mencionados en esta guía de Granada en dos días, ya que en uno de los extremos de la calle comienza una de las subidas hacia ambos barrios. Siendo un lugar con tanto encanto lo normal es que os entren ganas de hacer un parada en alguno de sus bares para refrescar la garganta y quién sabe si meter algo en la tripa. No es mal plan pero ya os avisamos que no es la zona más barata de Granada…

Que ver en Granada - Paseo de los Tristes

5. Catedral de Granada

La Santa Iglesia Catedral Metropolitana de la Encarnación de Granada (¡Ahí lo llevas con el nombre completo!) es un templo católico, concebido incialmente de estilo gótico, considerado una obra muy importante de la era renacentista y donde además encontramos elementos barrocos. En ella descansan los restos de los Reyes Católicos.

Que ver en Granada - Catedral de Granada

¡Vamonos de tapas!

Una vez repasada la lista de monumentos que ver en Granada, pasamos a otros placeres. Como ya habrás oído cientos de veces, y como te vamos a repetir ahora nosotros, Granada es una ciudad que destaca por sus tapas. En muchos de sus bares las bebidas son acompañadas por una generosa cantidad de comida a un precio económico, lo que provoca ojos como platos entre los que vienen más despistados a visitar la ciudad.

Te recomendamos que para tapear vayas por la calle Elvira y de paso te eches una foto en la Puerta de Elvira al comienzo de la calle, aunque obviamente hay otras zonas de tapas también muy interesantes. Pero además, si eres de los que presume de aguantar bien el alcohol, te retamos a visitar la Tasca El Labrador y tomar unos labradores, una bebida que preparan en el bar bautizándola con el nombre del mismo (o viceversa, vete tú a saber…). ¡Que no te engañe lo rico y dulce que está! Y si te gusta mucho que no te dé vergüenza pedir una botella para llevar en la barra.

¡Ah! Y si te gustan Los Planetas seguro que te hace gracia ir a tomar algo al Amador, aunque solo sea “por si apareces”.

¡Qué calor! ¡Quiero un helado!

Granada, como buena ciudad andaluza, destaca por sus altas temperaturas. Así que cuando el calor apriete te puedes dirigir a Gran Vía y acudir a la Heladería Los Italianos donde posiblemente (por no decir seguro) tienen los mejores helados de Granada. Si eres de los que te cuesta decidirte te empujamos a que te pidas el helado de stracciatella o la tarta de la casa. No hay fallo, haznos caso 😉

Y ya que hablamos de dulces, no os podéis ir de Granada sin comer unos piononos, bueno, o mejor con uno ya os llega que el aporte calórico que tienen no es pequeño. Son unos dulces típicos de Santa Fé, una localidad cercana a Granada, y no hay mejor forma de definirlos que como pequeños pedacitos de cielo traídos a la Tierra.

¡Pues ahora lo que me apetece es un té!

teteriaAbacoTeClaro que sí, es normal en una ciudad donde la cultura árabe está tan presente. En la llamada Calle de las Teterías, como ya habrás sospechado por su nombre, no tendrás problemas para saciar tus apetitos y además, de paso, podrás gastar esos cuartos que te sobran en el bolsillo en las tiendas de artesanía moruna que por allí también se encuentran. Esta calle está ubicada en perpendícular a la Calle Elvira que te hemos comentado como lugar para ir de tapas.

Nos gustaría mencionar una tetería en concreto: La tetería Ábaco Té, en la que si tienes suerte y consigues hacerte con un hueco en la pequeña terraza de la última planta, podrás disfrutar de tu consumición con unas maravillosas vistas a la Alhambra.

¿Y qué tal una copa?

Para los más jóvenes de espíritu y para aquellos que quieran disfrutar también de la noche granadina vamos a proponeros la zona de Pedro Antonio de Alarcón y, puestos a mojarnos y aún a riesgo de que no os guste el indie, os vamos a recomendar el Pub Peatón, donde además de escuchar muy buena música ya veréis que fotos más chulas os van a salir para subir a Facebook. Y si la cosa se alarga hasta altas horas siempre os quedará la Vogue, un clásico de la noche granadina aunque ojo, si te agobian las aglomeraciones de gente éste no es tu sitio.

Y hasta aquí nuestra propuesta para conocer y disfrutar Granada en dos días. Una gran escapada con un único pero: Una vez allí no querrás que se acabe el viaje. Y es que de Granada uno se enomora de todo, incluso de su malafollá. ¡Avisados quedáis! ¡Ah! Y si vais más de un fin de semana, no podéis dejar escapar la oportunidad de hacer una ruta en coche por la Alpujarra Granadina.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

También podría interesarte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *